¿Windows 365 o Azure Virtual Desktop?

 In Microsoft

Windows 365 fue el anuncio estrella que eclipsó todas las novedades durante el pasado Microsoft Inspire 2021. El concepto de “Cloud PC” era una novedad para muchos; sin embargo, también hubo una serie de profesionales del sector que se preguntaron con estupor: “¿para qué sacan esto ahora si ya existe Azure Virtual Desktop?”

Recordamos que AVD (originalmente conocido como “Windows Virtual Desktop”) fue presentado durante el Microsoft Ignite de 2018. Con tan solo tres años de diferencia entre ambos anuncios, lo cierto es que hay un enorme parecido entre estos productos que el gigante de Redmond ofrece en la modalidad DaaS (Desktop as a Service).

La finalidad de ambos es facilitar enormemente el trabajo en remoto garantizando la seguridad en la conexión. De este modo, puedes acceder a la máquina virtual que almacena todos tus programas e información desde cualquier localización y dispositivo, sin importar el sistema operativo que uses.

A pesar de la gran similitud que guardan estos servicios, vamos a desgranar sus características para intentar ver las pequeñas diferencias o ventajas del uso de cada uno.
 

¿Por qué Windows 365?

Con el lanzamiento de Windows 365, Microsoft perseguía un objetivo final muy claro: facilitar la vida a sus clientes. Al fin y al cabo, Azure Virtual Desktop no deja de ser un servicio complejo que requiere de una cierta infraestructura empresarial. Sabiendo que AVD no está al alcance de todo el mundo, buscaban simplificar el servicio de cara a las pequeñas y medianas empresas (así como para los usuarios finales).

Tras dar con el concepto y tenerlo preparado, el elegido para la implantación piloto de Windows 365 fue el Gobierno de Nunavut. Se trata de un enclave canadiense con la menor densidad de población. Sus empleados trabajan deslocalizados y para ello, contaban con una infraestructura de escritorio virtual tradicional que era ineficiente. Sus dos grandes problemas eran la limitación de internet que sufría la zona y la enorme carga de trabajo por parte de los responsables de IT al tener que administrar toda la red.

Tal y como se explica en el vídeo, Windows 365 se demostró como una herramienta mucho más fácil de manejar, con una experiencia más predecible para el usuario y un entorno menos complejo que Azure Virtual Desktop. Suplió las carencias de los entornos virtuales tradicionales facilitando el día a día en el trabajo, tanto de los usuarios como del personal informático.


 

¿Por qué Azure Virtual Desktop?

Como siempre que hablamos de procesos de transformación digital e implementaciones de tecnología, cada caso es particular. Antes de tomar una decisión hay que estudiar las características y necesidades de la empresa, el sector, pros y contras, viabilidad, etc… Que al Gobierno de Nunavut le funcionara a la perfección Windows 365 no quiere decir que la regla se aplique por igual a todo el mundo.

Lo cierto es que, para compañías que necesitan más personalización y escalabilidad, la opción de Azure Virtual Desktop es mejor (de hecho, hasta el propio Microsoft lo recomienda). Como ya hemos comentado, Windows 365 cuenta con un entorno mucho más simplificado y, por lo tanto, ofrece menos posibilidades a gran escala. Al basarse AVD en los conceptos de administración de Azure, su grado de flexibilidad es mayor.

Con AVD, los teletrabajadores acceden a un entorno con un escritorio completo de Windows además de una virtualización de las aplicaciones de Microsoft. Además, la funcionalidad de multisesión de Windows 10 permite a varios usuarios a la vez en las máquinas virtuales. Es más seguro que una VPN ya que permite tener más protegidas las aplicaciones y los datos, y aísla las sesiones de usuario en entornos de una sesión o de varias.

Eso sí, su puesta en marcha es bastante más compleja y se necesita contar con un equipo de IT preparado o, en su defecto, con el asesoramiento de profesionales del sector con experiencia.

 

Comparativa entre Windows 365 y Azure Virtual Desktop

Para finalizar, te dejamos con la infografía comparativa hecha por Nerdio. En ella se comparan en profundidad los dos servicios en sus distintas modalidades. Los parámetros a analizar son:

  1. Arquitectura técnica
  2. Experiencia de administración IT
  3. Experiencia del usuario final
  4. Costes de licencia e infraestructura

 
Windows 365 vs Azure Virtual Desktop
 

Recommended Posts

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies